En casos donde no podemos utilizar acupuntura, existen tratamientos diferentes. La aplicación de moxa sobre las zonas afectadas, combinada con rodajas de jengibre natural, tienen unas propiedades anti inflamatorias que ayudan a rebajar el dolor en enfermedades como artrosis, artitris reumatoide osteoporosis y otras enfermedades del hueso.